miércoles, 17 de agosto de 2016

[GamerFocus] Monster Hunter Generations - La reseña



Seguro les ha pasado a ustedes también: de un momento a otro un juego deja de ser simplemente un juego y se convierte en parte de sus vidas. Se descubren pensando en estrategias para enfrentar a los enemigos mientras almuerzan, están participando en discusiones sobre él en foros, forman parte de un equipo que se conecta a la misma hora para jugarlo juntos en línea y de repente se enteran que ya llevan más de 200 horas de juego y quieren seguir jugando.

A mi me pasó con Monster Hunter, y es muy probable que les pase a ustedes también.


Monster Hunter es un fenómeno de masas. En Japón, su país de origen, es una franquicia que goza de una fama que roza la de otras como Yo-kai Watch o Pokémon, e incluso cuenta con tiendas de merchandising y cafeterías dedicadas exclusivamente a ella. En sus 12 años de existencia se ha establecido como una de las sagas de videojuegos más vendidas en el territorio nipón y para Capcom, sus creadores, ya es una marca tan importante como Street Fighter o Resident Evil.

Puede que en Europa y América esta saga no tenga la misma trascendencia que en oriente, pero su éxito es indiscutible. Cada nuevo lanzamiento es aún mayor que el anterior y el número de jugadores aumenta cada vez más. Monster Hunter Generations, el más reciente título de la franquicia, se lanzó a mediados de julio en occidente y arrasó en ventas desde el primer día, camino a convertirse en uno de los juegos más vendidos de Nintendo 3DS (cuya corona ostenta Pokémon X/Y).

Si al igual que yo, ustedes son jugadores de la saga e invirtieron incontables horas en Monster Hunter 4 Ultimate, nada de esto les parecerá extraño, pero aquellos que no la conozcan deben estar llenos de curiosidad. ¿Qué es este juego? ¿Es en verdad tan bueno? ¿Me va a gustar? Pues, vamos a descubrirlo.




-.