lunes, 22 de abril de 2013

El curioso caso de Superman Azul y Superman Rojo

 
La semana pasada se cumplieron 75 de la primera aparición en el mundo de Superman, el mas grande superheroe de todos los tiempos. Quería hacer un post en homenaje a esto, ya que pese a lo que parece, a mi me gusta muchísimo Superman, pero no lograba encontrar un buen enfoque para el artículo... hasta que recordé una saga de los comics del hombre de acero de la que hace tiempo quería escribir, un pedazo de su historia que ha sido olvidado por la mayoría y que DC comics ha hecho lo posible porque permanezca así. La saga del (de los) Superman(es) eléctrico(s).


Todo esto salió de esa época rara y confusa llamada Los 90's, durante la cuál el negocio de los comics se basaba en sacar las historias mas exageradas y complicadas posibles para llamar la atención de los compradores, que se acostumbraron a ver anualmente un gran "evento" de su casa de comics favorita. En 1996 este evento fue The Final Night, en el cuál, debido a la desaparición del sol (tramas exageradas, yo les dije) Superman pierde sus poderes, y una vez los recupera, estos empiezan a comportarse de forma extraña. Durante varios comics, empieza a desarrollar poco a poco habilidades relacionadas con la electricidad.


Cuando estos nuevos poderes se desarrollan por completo, Clark se convierte en un ser de energía, pero esta misma energía se esta dispersando, por lo que corre el riesgo de desaparecer por completo, afortunadamente el Profesor Hamilton le crea un traje especial para que esto no ocurra.



Así, en Abril de 1997 nace el Superman Azul. Tras su transformación, debo decir que me comenzó a interesar de nuevo el personaje (al cuál había abandonado por muuuucho tiempo), ya que se esforzaba en tratar de estar a la altura de su viejo ser a pesar de no tener ya los mismos poderes, de haber perdido la confianza en la gente que ya no le reconocía y a que no se sentía capaz de controlar sus nuevas habilidades. Tengo unos tomos que guardo con especial cariño, en los que se enfrenta con Metallo mientras lidia con todo esto y en los que participa del evento Crossover de 1997: Genesis.

Este Superman eléctrico era chévere, al menos para mi, pero el cambio no dió el resultado esperado en ventas, y cuando todos esperábamos que el viejo Superman regresara a causa de esto (después de todo, nadie esperaba que realmente lo fueran a dejar así... cierto? cierto?), sobre todo viendo la cantidad de protestas de los fans que oriadon los cambios en Superman... pero no, DC hizó los cambios aun más radicales, y ridículos.


En Diciembre de 1997, 7 meses después de la transformación total de Superman en el ser eléctrico, es atrapado por Toyman y Cyborg, que usan una máquina para esparcir la energía del Kryptoniano y así hacerlo desaparecer para siempre... lo cuál no funcionó como debía, y cuándo la energía se dividió en dos, una corriente azul y otra roja, de la que emergieron dos supermanes. DOS SUPERMANES!!



Esta situación parece de comedia mala gringa; Ambos pueden transformarse en Clark Kent, ambos creen ser el verdadero Clark Kent y tienen los mismos poderes, aunque el Superman Rojo es más agresivo que el Superman Azul, por lo que mantienen peleando y discutiendo entre si.



Y esto dura hasta el nuevo evento crossover anual: Los Gigantes Milenarios, en la que tres enormes seres emergen de la tierra para “limpiarla” (entiéndase: acabar con la humanidad). El despertar de estos seres fue causado por “el desequilibrio energético de la tierra causado por los dos Supermanes” (Gente, les presento la lógica de los comics). Así en Mayo de 1998, para poder arreglarlo todo, ambos se fusionan con la tierra, devolviéndole su estabilidad eléctrica o algo así y muriendo en el proceso.


Hasta que después de todo no murieron, recuerden, en los comics la muerte es solo un inconveniente menor.

En Superman Forever #1, regresa Superman con la apariencia clásica. Qué pasó? como hizo su cuerpo eléctrico para volver a ser el mismo de antes con todo y poderes? según él: ”Tal vez está siendo recompensado por haber salvado el mundo”. OK... dejemos ahí y no volvamos a hablar del tema... jamas.

Y así termina la saga del curioso caso de los Supermanes eléctricos, tal vez el intento más radical de DC comics por “reinventar” a Superman y uno de los que cimentó su política de “Es mejor no cambiar... mucho”... y pues ya saben, eran los 90's.



Imágenes de portadas tomada de la gran página The Spanish Superman Homepage, tiene un diseño algo noventero, pero es totalmente recomendada para los fans del hombre de acero.

3 comentarios:

Gabo dijo...

Muy buen artículo, hace rato que quería saber qué había pasado con estos dos seres y cuál era su historia. Particularmente extraño al Superman de traje negro y con pelo largo recién resucitado :)

Lucas Foix dijo...

Adhiero al comentario del amigo Gabo. Nunca me quedó del todo claro este período bizarro en la historia del personaje, por lo que es más que bienvenido (y esclarecedor) el artículo. Por cierto, también extraño al Superman pelilargo y barbudo recién resucitado.

Anónimo dijo...

El mejor superman, sin lugar a dudas,"el azul eléctrico".
Lástima que la sociedad estadounidense sea tan conservadora, incluso para las historietas.