viernes, 26 de diciembre de 2014

El origen de los "Seis Grandes Heroes"

Cuando vi por primera vez el trailer de Big Hero 6 me pareció muy curioso que Disney se estuviera montando en el bus de las películas de superheroes justo cuando ya tenía a Marvel bajo su ala. No tenía ni idea que en realidad estaba inspirada en un comic de la casa de los Avengers que, al igual que la versión moderna de Guardians of The Galaxy, no fue precisamente un comic exitoso. La primera aparición del grupo fue en la miniserie de 3 números llamada Sunfire & Big Hero 6 publicada en 1998 y creada por el escritor Steven T. Seagle (Wildcats, Sandman) y el dibujante Duncan Rouleau (Venom, Metal Men). 


Este comic pretendía ser el comienzo de un grupo similar a The Avengers pero con Japón como base de operaciones, por lo que todos sus miembros (iniciales) son de esa nacionalidad. Originalmente tenían entre sus filas a personajes conocidos de los comics de X-Men como los mutantes Sunfire (aquí considerado el más grande superhéroe de ese país) y el a veces villano Silver Samurai, pero el foco era Hiro Takachiho, un niño genio admirador de Sunfire y narrador de la historia.

Junto a Hiro aquí también se introduce a Baymax, un robot creado por el mismo con la personalidad de su difunto padre y que le sirve como guardaespaldas cambiaformas (en esta versión Baymax se convierte en una especie de dragón), Honey Lemon una joven muy sexy con un bolso mágico que le permite sacar de él cualquier cosa que pueda imaginar y a GoGo Tomago, que tiene un traje que le permite convertirse en una veloz esfera de energía. La trama enfrenta a este grupo contra un villano llamado Everwraith, la encarnación del sufrimiento de los japoneses que murieron en Hiroshima y Nagasaki (es en serio).


Con este comic sus creadores pretendían aprovechar el interés que se había despertado en norteamerica por el manga y el anime durante los 90’s, pero termina convertido en una colección de clichés y estereotipos de la cultura nipona. El mismo nombre “Big Hero 6” es una especie de burla a las malas traducciones al inglés de títulos japoneses. La miniserie no tuvo buenas ventas y nunca se serializó, aunque el equipo apareció luego en varios tomos de Alpha Flight con Sunpyre reemplazando a Sunfire y con Ebon Samurai reemplazando a Silver Samurai.



Una década después se intentó revivir al equipo con una miniserie de 5 tomos con un diseño mucho más “manga” del dibujante David Nakayama y con la pluma del mítico escritor de X-Men Chris Claremont. En esta historia se unen dos nuevos miembros: El cocinero Wasabi (que puede crear cuchillos de energía psíquica) y Fred (Americano-Nipón que puede conjurar el espíritu de un... dinosaurio? dragón?) a los ya conocidos Hiro, Baymax (que ha sido rediseñado para convertirse en un robot “tipo anime” en lugar de un dragón), GoGo y Honey Lemon.

En esta ocasión el equipo viaja a Norteamérica para seguir a unos misteriosos villanos en una trama que implica unas poderosas reliquias y el aterrizaje de una nave extraterrestre, historia que queda inconclusa ya que estos números tampoco fueron un éxito y allí murieron las esperanzas de convertir a los “Seis grandes héroes” en una serie regular, aunque si han tenido breves apariciones y menciones en comics de Heroic Age y Spider-Man: Ends of Earth.



En 2009, cuando Disney adquirió a Marvel Comics, se animó a las divisiones de la compañía a mirar el catálogo de propiedades de Marvel para adaptarlos, así fue como el co-director Don Hall lo redescubrió y presentó la idea a John Lasseter en 2011. Así nació la adaptación fílmica que, seguramente se han dado cuenta, no es muy similar al comic... bueno, son más o menos los mismos personajes con los mismos nombres de la formación de 2008, pero Disney convirtió a esta mezcla de genios, mutantes, usuarios de super trajes y hechiceros en “nerds” universitarios, un grupo multicultural de estudiantes de ciencias que han convertido sus conocimientos en superpoderes para poder enfrentar al supervillano de turno.



Y eso es lo bonito de Big Hero 6! Tras estar tantos años acostumbrado a ver como las películas tratan a los “nerds” como tontos, villanos o segundones bienintencionados, es hermoso ver una historia en la que se muestra a personajes científicos de formas tan variadas y positivas. Es, junto a Interstellar (Que ya discutimos aqui) una de las películas más positivas respecto a este tema que hay, películas que pueden animar a las nuevas generaciones a buscar carreras en diferentes campos de la ciencia, y eso, por donde se mire, es absolutamente positivo.

Volviendo al tema, sí, los personajes han cambiado mucho. Hiro es el que se mantiene más similar a su contraparte de papel, pero con un enfasis en la relación que tuvo con su hermano en lugar de con su padre (en el comic, su madre aún está viva y no tiene hermanos) pero Baymax es absolutamente diferente. Aunque sigue siendo el protector de Hiro este viene siendo un sustituto de su hermano y claro, un personaje bellamente comico que contrasta con la seriedad del robot del comic. Esta versión se va a convertir sin duda en un ícono y voy a ver juguetes de el por todos lados, lo cual me encanta.

A Gogo y a Honey Lemon se les ha “de-sexualizado” bastante aunque la primera conserva más o menos la misma personalidad, aunque su habilidad cambia bastante a pesar de seguir basada en la velocidad. Honey si es radicalmente diferente, dejando de ser el estereotipo de la “porrista rubia” para convertirse en una entusiasta algo nerviosa. Wasabi pasa de ser un cocinero muy “zen” y relajado a convertirse en un chico nervioso y obsesivo con el orden y las reglas. Finalmente el misterioso Fred pierde sus poderes “Godzillescos” para ser otro personaje cómico, fanatico de los comics, superheroes y la ciencia. También hay algunas referencias a personajes menores de los comics.



El otro cambio que vale la pena mencionar es que la acción deja Japón para trasladarse a “San Fransokyo” una mezcla de San Francisco y Tokyo (duh!) que mezcla perfectamente las calles empinadas, la bahia y el icónico puente Golden Gate de la ciudad americana con árboles sakura, rascacielos llenos de pantallas y neon, Puertas Shintoistas y demás parafernalia oriental. Por què San Francisco? no solo porque es una ciudad con mucha población oriental, sino porque es la ciudad de Silicon Valley y Google, lo que encaja perfectamente con los temas científicos y tecnológicos del film.

Aunque Big Hero 6 no forma parte del universo cinematográfico de Marvel, estos le han dado una designación oficial a su universo (Tierra-TRN441) y en una escena despues de créditos podemos ver una divertida referencia que se ha convertido en marca de la casa.

No se pierdan esta película y lleven a sus hijos si los tienen, sobre todo si ellos han demostrado algún interés en la ciencia, les estarán haciendo un gran favor.

3 comentarios:

Shaoran dijo...

Una excelente película! Yo también espero ver figuras de Baymax por todos lados! Muy buen artículo!

David Cortés dijo...

Por mi parte, tendré que esperar meses para verla, quiero verla en su idioma original (aquí la traen doblada siempre).

Daniel García Saavedra dijo...

Se puede decir que está a la altura de los Increíbles.